Toma la mejor decisión para comprar o alquilar la primera casa

Tomar la mejor decisión entre comprar o alquilar tu primera casa dependerá de tu situación financiera.

También influye el deseo que tengas para arriesgarte a adquirir una responsabilidad que con seguridad te beneficiará.

Este tema se trata de tener paciencia, no necesitas correr para obtener algo que será lo más importante de tu vida.

Compra o alquiler de casa
Hipoteca – Compra y venta.

Necesitas tener, además, mucho sentido común, es decir, debes pensar en todos los detalles del inmueble y hasta donde puedes pagar por la casa de tus sueños.

Por tal motivo, elaboré una lista para apoyarte en la mejor elección con firmeza.

Decisiones para comprar tu casa

Para tomar la decisión de comprar un inmueble debes tomar en cuenta varios aspectos que te beneficiarán a corto y largo plazo sin remordimientos.

Luego de ubicar la vivienda, analizar sus pros y contras puedes comenzar a realizar los trámites.

Sin embargo, no olvides los siguientes factores.

  • Adquieres algo propio: muchos suenan con tener algo propio, una vivienda como base donde sabes que puedes regresar en cualquier momento.
  • Puedes hacer todas las modificaciones que desees: es posible realizar las modificaciones que desees y adaptarla a tus gustos.
  • No vas a pagar para toda la vida: el valor a pagar tendrá un periodo de tiempo prestablecido.
  • Los precios de las viviendas aumentan con el tiempo: dependiendo de como estén los precios habitacionales en el momento puedes aprovechar y efectuar una buena venta.
  • Tienes una casa que posee un valor: cuando compramos una propiedad, ese valor que tienes que pagar algún día será solventado, entonces, será toda tuya.
  • El inmueble te ofrece seguridad y estabilidad: tener una base de llegada y salida siempre ofrece el beneficio de seguridad y te da la estabilidad que necesitas para estar más tranquilo en tu casa con familiares y amigos.
  • Puedes generar ingresos pasivos: un día decides hacer un viaje largo o mudarte a otro inmueble, de esa manera, puedes alquilar una pieza o toda la vivienda.
  • Una hipoteca te obligará a ahorrar: este método te ayudará a no despilfarrar el dinero y pagar todas tus cuotas al día.

Decisionas para alquilar

Si tu caso, en vez de realizar una compra, prefieres alquilar, debes tener en cuenta algunas ventajas que esto.

  • No necesitas pagar una cuota inicial o adelanto: tienes menores costos para habitar una vivienda.
  • Puedes cambiar de lugar: puedes mudarte a cualquier lugar en el momento que quieras fácilmente. Factores externos pueden generar este tipo de decisiones.
  • Flexibilidad y movilidad: para las personas viajeras, de espíritu aventurero, que siempre se están moviendo el alquiler es una excelente opción para vivir.
  • No tienes deudas ni hipotecas bancarias: si le huyes a las deudas y compromisos financieros, es mejor que optes por alquilar.
  • No tienes preocupaciones con reparaciones: con el alquiler te ahorrar preocupaciones por las reparaciones que necesita la propiedad, casi siempre es el dueño de la residencia que hace este trabajo.
  • No tienes miedo a perderlo todo: en caso de que surja algún imprevisto económico o crisis inmobiliaria no perderías nada, sólo es cuestión de negociar de una forma más flexible.
  • Opción rápida y fácil: un alquiler es un trámite muy fácil. Actualmente muchos jóvenes viven de esta forma y no necesitan tantos documentos o abonos.
  • Mayor disponibilidad de dinero: puedes ahorrar o invertir el dinero en otra cosa mientras pagas un valor mínimo del alquiler.

¿Cuándo puedes permitirte comprar un inmueble?

Evidentemente, la primera opción será cuando tengas un colchón financiero, se trata de una cantidad duplicada de tu salario guardada para la compra de un bien inmueble.

Por otro lado, las hipotecas o préstamos deben tener de al menos un 30% de los ingresos netos.

Tomar un valor más alto que eso te llevaría a una gran amenaza crediticia.

20 años como plazo de pago ayudará por supuesto para liquidar la compra de tu casa, puede también adelantar las cuotas para no pasar toda tu vida con ese compromiso.

Poseer un capital es super importante para dar el gran paso.

Obviamente debes tomar en cuenta y cumplir con las condiciones antes mencionadas para que no tengas ningún problema.

Recuerda que los sueños se pueden hacer realidad, sólo tiene que ser disciplinado con lo que quieres y de qué manera.

Analisar los números

Los números siempre te explicarán mejor lo que está sucediendo o como puedes llegar a adquirir lo que quieras.

Producto de la famosa estadística.

En cuanto a los impuestos, varían en función del país o región por tal motivo, necesitas estar informado al respecto.

Desglosar en una lista los valores que tienes que pagar y fijar por unos cuantos meses te permitirá saber que es lo que más te conviene.

Calcular los costos adicionales para una compra pueden ser, por ejemplo:

Precio de la vivienda, impuestos, costos judiciales, gastos del registro, transmisiones, tasaciones, seguro de vida, base del crédito, reparaciones, entre otras.

Mientras que para un alquiler pueden ser más simples: cuota inicial, deposito (así le llaman al dinero que es guardado en caso de reparaciones) y mensualidades.

Puede ser que también tengas que pagar una mínima tasa al condominio.

Opciones para considerar

En la búsqueda de nuestro “lugar perfecto” debes considerar varios factores, como: vecinos, eficiencia de los servicios públicos, facilidad para moverte en transporte o comprar en el super.

Asimismo, puedes buscar una vivienda para vivir al principio alquilado con opción a compra, en ese tiempo podrás saber si vale la pena.

Haz un plan de vida, con tranquilidad, sin apuros y con mucha consciencia de la decisión final.

Una mansión no siempre es la alternativa ideal, ni siquiera para aquellos que tienen todo el dinero.

Por eso, te sugiero que busques el lugar indicado para vivir el resto de tu vida.

Pasa para futuras generaciones e invierte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *